Con el fin de impulsar el desarrollo competitivo, inclusivo y sostenible de las cadenas de café y cacao fino de aroma en el departamento de El Paraíso; y marañón en los departamentos de Choluteca y Valle, se realizó el lanzamiento del Proyecto PROGRESA, con una inversión de 6.9 millones de euros y gestionado por un consorcio público-privado conformado por: el Instituto Hondureño del Café (Ihcafé), la Secretaría de Agricultura y Ganadería (SAG), Molinos de Honduras, las municipalidades de Danlí y de Namasigüe, y Swisscontact y con el apoyo financiero de la Unión Europea.

Los cultivos de café, cacao y marañón tienen muchas similitudes, son mayormente cultivados en parcelas de pequeña a mediana escala, generan miles de empleos rurales, inyectan divisas a la economía y contribuyen significativamente a mitigar el efecto del cambio climático. También tienen desafíos comunes como la baja productividad, necesidad de alcanzar una calidad óptima para diferenciarse y fortalecer la infraestructura productiva.

PROGRESA, un proyecto de cinco años (2017-2021), tiene como objetivo el “desarrollo competitivo, inclusivo y sostenible de las cadenas de café y cacao fino de aroma en el departamento de El Paraíso; y marañón en los departamentos de Choluteca y Valle”. PROGRESA beneficiará a 10,200 productores y productoras (8,800 en café, 200 en cacao y 1,200 en marañón).

De los 6.9 millones de euros que se invertirán, la Unión Europea aportará 4.8 millones y un consorcio público-privado los restantes 2.1 millones, incluyendo un aporte de la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación (Cosude).

Para Madeleine Onclin, Representante de la Delegación de la Unión Europea, el proyecto que “estamos inaugurando será muy importante porque refleja el nuevo enfoque que la UE está adoptando en su esfuerzo de cumplir con los objetivos de la agenda 2030: fortalecer las inversiones, apostando sobre el desarrollo del sector productivo.

Es con este propósito que parte de las acciones de la UE en Honduras se centran sobre la estructuración y el desarrollo de cadenas de valor. La Unión Europea tiene fuertes expectativas en proyectos de esta naturaleza.

No hay comentarios

Dejar una respuesta